El público está listo, las plataformas no

Por Laura Ramírez Doñé.

REP. DOM- En todas las campañas que salieron este mes buscando educar sobre cómo auto-chequearnos para prevenir el cáncer de mama, suele faltar algo un poco importante: ¡LAS MAMAS!

Un diagnóstico a tiempo reduce dramáticamente la mortalidad. Pero, si no sabemos cómo tocarnos, ¿cómo lo logramos?

@malvestida, una plataforma que amplifica las voces y experiencias de una nueva generación que se define en sus propios términos, desafió al algoritmo y a la censura que imponen plataformas como Instagram y Facebook a los pezones. Perdón, no a todos, a los pezones de las mujeres.

Así, consiguió sacar una de las campañas más reales que vimos este mes y con ella educar “desde el lugar de los hechos”.

Publicitarias conversó con la editora de Malvestida, María José Evia, sobre el detrás de la campaña “No somos frutas, somos personas”.

¿Cómo está conformado el equipo de Malvestida?

En este momento somos cuatro personas a tiempo completo. Ale Higareda es nuestra directora y fundadora, Diana Caballero está a cargo de la Dirección de Arte, Atocha de crear videos y yo soy la editora del sitio web. También contamos con una extensa red de colaboradoras con las que trabajamos mes a mes: redactoras, ilustradoras y creadoras audiovisuales.

¿Qué buscaban con esta campaña?

Buscamos, por un lado, mostrar claramente cómo hacer una autoexploración de mamas, porque nunca habíamos visto un video en el que entendiéramos fácilmente cómo hacerlo. Pero, también, generar una discusión sobre por qué no es común ver estas imágenes, por qué tenemos que esconder nuestro cuerpo incluso cuando se trata de un tema de salud.

¿Cómo fue el proceso creativo y cómo llegaron al concepto final?

Ale (la directora de Malvestida) fue quien tuvo la idea de la frase “No somos frutas, somos personas”, ya que en Malvestida hablamos mucho del cuerpo y sexualidad y siempre que buscamos imágenes, tanto de pechos como de la vulva, encontramos esta metáfora frutal. Pensando en cómo trasladar esto a una campaña que tuviera impacto en redes pero también un mensaje profundo, fue cuando surgió la idea de usarla en un contenido sobre cáncer de mama. 

Teníamos claro que queríamos un video donde se mostrara una autoexploración de mamas real, sin censura y sin los elementos cursis que suelen acompañar a las campañas de concientización. Simplemente queríamos ver y vernos como somos, compartir esta información de la manera más clara y natural posible.

Lo que más nos interesa: ¿cómo lograron evitar que se censuraran los pezones en Instagram?

¡No sabemos! Es un misterio cómo funciona la censura en redes sociales, puede ser muy arbitraria. Desde el inicio decidimos que no íbamos a censurar el video y estábamos mentalizadas para que nos lo bajaran a los pocos minutos, sobre todo en Facebook e Instagram que son plataformas muy estrictas con el tema de mostrar pezones, pero, contra todo pronóstico, eso no sucedió. ¡Es la primera vez que nosotras vemos senos sin censura en Instagram! Eso nos parece increíble.

Sin embargo, muchas personas de nuestra comunidad reportaron que cuando intentaron compartir el video en sus historias fueron censuradas y algunas incluso recibieron una alerta de que sus cuentas podrían ser eliminadas. Lo mismo pasó con las chicas de La Eroteca, que subieron el video a su cuenta, pero aproximadamente 24 horas después Instagram lo eliminó. 

¿Cuáles son los principales sesgos que se tienen en cuanto a este tema y que la industria debería ayudar a erradicar de inmediato?

Definitivamente, que mostrar nuestros cuerpos es siempre contenido sexual o inapropiado. Creemos que todas las personas de todas las edades pueden aprender de un video como este y hemos encontrado muy buenas respuestas, así que parece que el público sí está listo, pero las plataformas no.

Vemos que lo hicieron con el apoyo de otras organizaciones y figuras, ¿qué insights obtuvieron?

En Malvestida nos encanta hacer colaboraciones. En esta ocasión fue un proyecto entre mujeres que admiramos y con las que hemos trabajado en proyectos anteriores, como la directora Paula Jiménez; las chicas de La Eroteca, que es un proyecto sobre sexualidad positiva, y la ginecóloga Ariella Eleanor Perrotin Fortuno, quien nos asesoró y ofreció toda la información médica.

La producción fue un momento de mucha magia e intimidad, donde tuvimos oportunidad de hablar sobre la importancia de exponer estos temas sin censura, de conocer nuestros cuerpos.

¿Qué consejo darían para comunicar temas de interés social con mayor impacto?

Hacer alianzas con personas que admiras y que saben del tema y pensar qué te gustaría ver a ti que todavía no has visto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s